«ALUCINABA mientras estaba inconsciente» Ex gobernador Robert Contreras relata momentos CRÍTICOS tras estar GRAVE por COVID

«ALUCINABA mientras estaba inconsciente» Ex gobernador Robert Contreras relata momentos CRÍTICOS tras estar GRAVE por COVID

Recién el pasado 20 de noviembre el exgobernador de la Provincia de Concepción, Robert Contreras, pudo dejar la Unidad de Cuidados Intensivos tras estar intubado y grave por COVID-19. Este viernes, y en entrevista con La Radio, Contreras contó su experiencia de principio a fin.

“Claramente es una situación que no es grata para nadie, es una situación bastante compleja desde el punto de vista de la salud de cada una de las personas que están afectadas por este coronavirus”, declaró.

Según comentó, aún no tiene certeza de cuándo y dónde se originó el contagio. Señala que pudo haber sido tanto en un supermercado como en una farmacia, sin embargo, señala un episodio que vivió el día del plebiscito del 25 de octubre.

“En diferentes lugares podría haber estado el contagio, en supermercados, en una farmacia, pero el día de la elección (…) existía mucha aglomeración de gente y se acercaron varias personas a conversar, me reconocieron y una de las personas se acercó y se bajó la mascarilla para que yo la reconociera quién era y puede ser ahí que a lo mejor me haya contagiado producto de una gota de saliva que haya ingresado por la mucosa de los ojos”, sostuvo.

Contreras contó que fue el pasado 2 de noviembre cuando comenzó a sentir molestias. Según narró, ese día dejó de percibir olores y sabores, por lo que se trasladó hasta la Clínica Bío Bío para hacerse el examen PCR, del cual salió positivo.

“Llamo a la autoridad sanitaria para informar. Hacemos la cuarentena obligatoria dentro de la casa, porque nos dan la posibilidad de ir a una residencia sanitaria, pero estando en la casa, tomando todas las medidas de aislamiento, gracias a dios no se contagió nadie de mi familia”, precisó.

Asimismo, el exgobernador contó que fue el 7 de noviembre cuando comenzó con molestias bronquiales, “con tos fuerte, con falta de oxigenación. Me dio una taquicardia el día 8, gracias a una amiga de mi señora que trajo un saturómetro pudimos medir en este caso las palpitaciones, el oxigeno en la sangre, y tenía una gran cantidad de palpitaciones, por lo tanto tenía una taquicardia”.

“Mi señora es médico, por lo tanto ella vio los resultados y me dijo que era urgente que me tenía que hospitalizar producto que podía pasar algo mayor”, indicó.

La hospitalización

En ese punto, llamaron al SAMU para que lo trasladasen hasta el Hospital Regional: “Después de estar siendo conectado a ventilación no invasiva, sino que esta mascarilla de oxigeno que te colocan para poder saturar mejor, y llegando al Hospital Regional nos encontramos con la sorpresa que no habían camas disponibles en ese minuto producto que estaban todas las camas ya ocupadas por el tema COVID”.

Por consiguiente, Contreras es derivado desde el mismo Hospital Regional en ambulancia hasta la Clínica Bío Bío, donde fue recibido en Urgencias alrededor de la medianoche casi con pérdida de conocimiento.

“Posteriormente ya pude saber un poco más de la información producto que al ingresar a la clínica —donde se portaron un 7 los funcionarios, los médicos, todo el personal de salud (…)— lograron sacarme de esta situación bastante compleja, puesto que yo entré con una insuficiencia respiratoria severa, conectado a ventilación mecánica durante casi 12 o 13 días”, mencionó.

Añadió que lo último que recuerda es que le comunicaron que debía ser intubado. Tras eso, perdió el conocimiento: “En ese minuto yo pierdo la consciencia, ya no tengo más recuerdo desde el punto de vista de lo que está pasando a mi alrededor”.

“Después el día 30, cuando voy a control del médico broncopulmonar, me muestra los exámenes de entrada y los exámenes de salida, y el examen de entrada —el escáner— muestra que los pulmones estaban con una neumonía pero aguda, muy severa, donde había muy poco espacio para el aire, para el oxigeno”, sostuvo.

En tanto, “el examen de salida, cuando ya me dan el alta, muestra que evidentemente ya no tengo ni un rasgo de la neumonía, lo único que me queda es un pequeño coágulo que es producto de todos los medicamentos, la invasión y todo el tema del tratamiento”.

Alucinaciones

Sin embargo, un aspecto trascendente de la vivencia del exgobernador, tras su pérdida de conocimiento, fue vivir episodios de alucinaciones.

Según Contreras, “el cuerpo lucha con la invasión del tratamiento de la ventilación mecánica, donde pasamos por una serie de etapas mentales donde yo no sabía —porque prácticamente como estamos inducidos en un sueño profundo— si lo que estaba en mi mente era real o no”.

“Estás amarrado a la cama porque producto de los movimientos te puedes caer, entonces se sentía como una sensación de ahogo en mi cabeza, sin saber que es obviamente lo que está pasando a mi alrededor”, aseguró.

Sobre lo mismo, declaró que “dentro del proceso, y quizás a otros les va a pasar lo mismo de estar inducido por este sistema de ventilación mecánica, al luchar constantemente con el cuerpo se producen una serie de elementos psicológicos que le llaman los médicos alucinaciones”.

“Yo viví una etapa durante días quizás, o semanas, donde veía cosas que no eran reales o sentía cosas que no eran reales, y eso evidentemente te va desgastando desde el punto de vista emocional”, puntualizó.

 

Fuente : Biobío

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: