El papá de la enfermera que fue emboscada y apuñalada en reiteradas ocasiones en Las Condes, reveló que su hija recibió amenazas y aseguró que el ataque fue planificado.

El hecho ocurrió esta mañana cuando la profesional salió de su trabajo en la Clínica Cordillera, y se dirigió a su casa ubicada a pocos metros.

En el camino, fue atacada a cuchillazos en diversas partes del cuerpo, por lo que se devolvió al recinto asistencial y fue operada para salvarle la vida. Actualmente, está fuera de riesgo vital.

Patricio Álvarez señaló que el hecho no fue un robo, ya que “no le robaron absolutamente nada. Tiene su celular, su cartera, su mochila, todo intacto”.

“Justo hoy, saliendo de turno la siguió un tipo en moto, dando la vuelta a la calle, la apuñaló 11 veces. Esto es algo gravísimo”, declaró, según consignó Mega.

Amenazas por WhatsApp

El progenitor de la enfermera expresó que todo fue planificado, porque su hija había recibido amenazas de una compañera de trabajo.

“Nosotros tenemos antecedentes que había recibido amenazas de personal de la misma clínica, porque a ella la ascendieron, lleva varios años en la clínica… La ascendieron como jefa de turno en urgencias y, al despedir a la persona que estaba en el cargo, la empezó a amenazar”, señaló.

Según relató, dicha funcionaria le mandó mensajes a través de WhatsApp y Facebook, donde le decía que “la iba a ir a ver a su casa” y “voy a ir yo a cuidarte a tus hijos”.

“Nosotros el jueves le pedimos a la directora clínica que diera todos sus descargos a través de la 47ª Comisaría de Carabineros, cosa que no se hizo y lamentablemente terminamos en esto… Estaba en antecedentes y no tomó ninguna carta en el asunto”, cerró.

La Brigada de Homicidios de la PDI busca a los dos protagonistas del ataque, por orden de la Fiscalía Occidente.

Fuente : Biobío